Más Vitamina D para chile, la propuesta que busca salvar el sistema inmunológico

50% de las mujeres tiene déficit

0 105
A PARTIR DE 2024 SE FORTIFICARÁN LOS ALIMENTOS COMO LA HARINA, PAN Y LECHE. ASÍ SE INDICÓ LUEGO DE QUE EN EL PASADO MES DE JULIO SE PUBLICARA EL DECRETO 48. LA NUTRICIONISTA DE NUEVA CLÍNICA CORDILLERA, SHARON PÉREZ, SE REFIRIÓ A LA IMPORTANCIA DE PODER DISMINUIR LAS ALARMANTES CIFRAS DE DÉFICIT DE VITAMINA D EN LAS CHILENAS Y CHILENOS.

Según informó la Encuesta Nacional de Salud 2016- 2017, un 60% de la población presenta déficit de vitamina D. En el caso de las mujeres en edad fértil, entre 15 y 49 años, un 52% presentó algún grado de deficiencia. Del mismo modo, solo un 13% de los adultos mayores de 65 años cuenta con niveles aceptables.

A raíz de los datos entregados se aprobó el Decreto 48 que modifica el Reglamento Sanitario de los Alimentos, permitiendo fortificar con vitamina D3 la leche, líquida y polvo, y harina que se producen o comercializan en Chile, el cual comenzará a regir a partir del 6 de julio de 2024.

Pero, ¿por qué es necesario consumirla? La nutricionista de Nueva Clínica Cordillera, Sharon Pérez, explica que “las vitaminas, en general, permiten el correcto funcionamiento fisiológico y del metabolismo. En el caso de la vitamina D nos hace estar más activos, nos ayuda a absorber el calcio y así contar con huesos sanos y fuertes”.

La especialista indica que se puede obtener mediante luz solar, sin embargo, “un exceso a rayos UVB puede provocar manchas e incluso cáncer a la piel. Pero hay otras formas, que son alimentos o suplementos alimenticios que nos pueden ayudar a combatir la falta que podamos tener”.

Además, agrega que los primeros problemas que se suelen presentar es la fatiga, donde el cuerpo se siente más cansado. “El dolor de huesos o muscular también suelen ser síntomas de una falta de vitamina D. Del mismo modo, las personas con déficit pueden ser más propensas a enfermarse, porque su sistema inmunológico se ve debilitado”, asegura.

Las consecuencias de la falta de su consumo son asociadas al sedentarismo, la carencia de rayos UVB debido a la poca exposición solar y a la obesidad, ya que el exceso de grasa corporal disminuye los niveles de vitamina D circulante en el cuerpo.

 

¿En cuáles alimentos podemos encontrar vitamina D?

En este caso, la alimentación es clave. La nutricionista de Nueva Clínica Cordillera recomienda consumir los siguientes alimentos para evitar un inminente déficit de esta vitamina:

  • Pescados (salmón) o atún.
  • Algunos cereales.
  • Leche, yogurt y queso.
  • Jugo de naranja o bebida de soja.
  • Hongos comestibles.
  • Yema de huevo.

 

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.