Primera farmacéutica en el hemisferio occidental: Genomma Lab recibe certificación EDGE por eficiencia ambiental en su nueva planta

0 116
GENOMMA LAB CUMPLIÓ CON UNA SERIE DE MEDIDAS DE EFICIENCIA PARA REDUCIR EL CONSUMO DE ENERGÍA Y AGUA, CON LO QUE OBTUVO LA CERTIFICACIÓN INTERNACIONAL EDGE OTORGADA POR CORPORACIÓN FINANCIERA INTERNACIONAL (IFC), EL BRAZO PRIVADO DEL BANCO MUNDIAL.

El Complejo Industrial Genomma Lab en el Estado de México ha recibido la certificación EDGE (Excellence in Design for Greater Efficiencies), la solución para edificios verdes creada por la Corporación Financiera Internacional (IFC), el brazo privado del Grupo Banco Mundial. Con esto se convierte en la primera farmacéutica del hemisferio occidental en cumplir con los estándares que demanda esta certificación.

El Complejo Industrial está integrado por una planta de productos de cuidado personal, una planta farmacéutica y un centro de distribución que cumplen con los estándares determinados por dicha certificación.

El diseño de la Planta de Cuidado Personal le permite a la compañía un ahorro de 31% en energía, 52% en agua y el uso de 41% menos de energía incorporada en materiales vs. mercado; como resultado, se ahorrarán 86.64 toneladas de CO2 al año.

En la Planta Farmacéutica para productos OTC (de libre venta), el ahorro es de 45% en energía, 37% en agua y el uso de 42% menos de energía incorporada en materiales vs. mercado que como resultado, ahorrarán 33.13 toneladas de CO2 al año.

Mientras que el diseño del Centro de Distribución contribuye a un ahorro de 26% de energía, 54% de agua y el uso de 38% menos de energía incorporada en materiales vs. mercado, con lo que se evitan 227.29 toneladas de CO2 al año.

“Es un gran honor contar con la certificación EDGE y ser la primera planta farmacéutica en el hemisferio occidental en recibirla. Toda nuestra organización está comprometida en alcanzar los objetivos de la Estrategia de Sostenibilidad 2025 y una de nuestras principales prioridades es la innovación en productos sustentables que tengan un mínimo impacto ambiental”, dijo Jorge Brake, CEO de Genomma Lab.

El Complejo Industrial tiene más de 67 mil metros cuadrados de construcción, lo que equivale a 14 campos de fútbol. La certificación EDGE fue creada por la IFC con el fin de ofrecer una solución para diseñar construcciones sostenibles y, de esta manera, apoyar y promover el uso eficiente de los recursos naturales en países emergentes.

Junto con esta certificación, Genomma Lab incorporó a sus metas de sostenibilidad, tratar 100% de las aguas residuales e implementar tecnologías que facilitarán su reutilización.  “La aplicación EDGE ayuda a identificar las formas más rentables de reducir la intensidad de recursos de un edificio. El sistema de certificación reconocido internacionalmente hace que sea rápido y fácil verificar la eficiencia en los recursos de un proyecto”, comentó Joel Sánchez, líder en México de la certificadora Green Building.

En el marco de la Estrategia de Sostenibilidad 2025, el complejo industrial, ubicado en una zona estratégica del Estado de México, adoptó desde su diseño y construcción, infraestructura y tecnología sostenible lo que permite procesos industriales más limpios, seguros y racionales para el ambiente.


Genomma Lab Internacional S.A.B. de C.V es una de las empresas líderes en México de productos de cuidado personal y farmacéutica con una presencia internacional en 18 países. Desarrolla, vende y comercializa una amplia gama de productos de marca premium de los cuales varios son líderes en su categoría. Es una compañía comprometida a mejorar el bienestar social aumentando la calidad de vida de sus consumidores, mediante la investigación y análisis de los mejores ingredientes para el desarrollo y comercialización de productos de cuidado personal y medicamentos de libre venta (OTC), buscando así, generar los máximos niveles de rendimiento posibles a sus inversionistas.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

cuatro × cinco =